Los Nets se quedan cortos

By Lenn Robbins | @lennrobbins
BROOKLYNNETS.COM

Si hubiera sido cualquier otro oponente, hubiera sido más fácil ignorar el dolor de la primera derrota humillante del 2014.

Pero fue ante los Knicks, la única franquicia de baloncesto en New York City hasta la temporada pasada, cuando los Nets se mudaron a la catedral de baloncesto conocida como el Barclays Center y elevaron los estándares.

Los Nets ya no son ciudadanos de segunda categoría.

“Queremos ganar,” dijo Joe Johnson el martes en la noche después que los Nets vencieron a los Houston Rockets para asegurar su pase a la postemporada. “Que no quede duda. Vamos a hacer todo lo posible para ir a su casa y salir con una victoria. Esa es la realidad.”

En vez de hacer eso, los Nets salieron del Garden el miércoles en la noche humillados. Los Knicks usaron un avance de 15-0, que empezó al final del primer periodo y se extendió hasta el segundo, para tomar control y alzarse con una victoria 110-81.

Por primera vez desde enero primero, los Nets jugaron sin la pasión y el propósito que los llevó a acumular una marca de 30-12 en el 2014. La clave en esos partidos fue forzar pérdidas de balón y hacer los ajustes necesarios en la defensa. Estas características no hiceron el viaje para cruzar el East River.

Los Nets (40-34), quienes intentarán extender la racha de 15 victorias consecutivas en casa el viernes contra los Detroit Pistons, perdieron contra los Knicks y cayeron más atrás de los Bulls y los Raptors en la lucha por ventaja de cancha local en la primera ronda de las eliminatorias

Los Knicks mejoraron su marca a 33-43 y mantuvieron viva la esperanza de llegar a la postemporada. Los Nets tendrán la oportunidad de vengar ésta derrota cuando los Knicks los visiten en el Barclays Center el 15 de abril.

Nets Central

!doctype>
  • Pin It